Archivo de la categoría ‘omega-3’

Mar
4

Omega 3: artículos e información sobre los beneficios del Omega tres

4 de Agosto de 2009

En esta entrada recogemos un directorio de algunos artículos, investigaciones y estudios sobre los efectos del omega 3 que hemos venido publicando en este blog de Alimentación y salud desde sus inicios. Esperanos que sea de utilidad.

Artículos generales y sobre omega 3
Corazón, circulación, colesterol, enfermedades coronarias y omega 3
Cáncer y omega 3
Embarazo, mujer y omega 3
Niños y omega 3
Depresión y omega 3
Envejecimiento y omega 3
Peso, obesidad, adelgazar y omega 3
Vista y enfermedades oculares y omega 3

Alergias, asma y omega 3

Cerebro, sistema nervioso y omega 3

Varios relacionados con omega 3

Otros relacionados con omega 3

Lun
11

Beneficios de los ácidos grasos omega-3

11 de Agosto de 2008

Nuevas investigaciones indican que los ácidos grasos poliinsaturados (PUFA), especialmente los omega-3 del pescado, son beneficiosos para la salud de los bebés y las madres, para la función inmunológica y la nutrición parenteral total (NPT). Las publicaciones Fats of Life y PUFA Newsletter de junio de 2008 resumen los nuevos descubrimientos que se han realizado en este campo.

Un estudio mostró que proporcionar grandes cantidades de ácido docosahexaenoico (DHA), un PUFA omega-3, y de ácido araquidónico, un PUFA omega-6, a bebés prematuros que nacieron con muy poco peso, daba lugar a una mejor cognición. Las formulas para bebés prematuros en los EEUU incluyen menos cantidad de estos ácidos grasos que la que recibirían en caso de seguir dentro de l barriga de la madre.

“Este estudio proporciona pruebas adicionales de que los ácidos grasos que el niño recibe de la madre durante el embarazo son fundamentales para el desarrollo del cerebro”, señaló Editor Joyce Nettleton. “Si estos resultados se confirman, sugieren que el contenido en ácidos poliinsaturados de cadena larga de las fórmulas para bebés prematuros debería ser incrementado”.

Los estudios sobre NPT, alimentación intravenosa para los enfermos graves, también cuestionan la normativa estadounidense. En niños con enfermedad hepática grave y síndrome del intestino corto, un preparado basado en aceite de pescado revierte significativamente la enfermedad mucho más rápido y con mayor frecuencia que con el preparado estándar de aceite de soja. En los EEUU, la NPT basado en aceite de pescado hay que importarla de Europa y solo está aprobada en uso compasivo.

“La NPT basada en aceite de pescado salva vidas y acelera la recuperación los niños con síndrome de intestino corto”, señaló Nettleton. “Las pruebas de estos estudios pueden ayudar a modificar la normativa estadounidense de modo que la NPT basada en aceite de pescado llegue a estar disponible en todo el país”.

Otra investigación estudió el desarrollo cognitivo de los niños en función de la exposición de las madres a unos niveles elevados de mercurio, PCB y ácidos grasos omega-3 al alimentarse de productos marinos durante el embarazo. A pesar de su exposición a los contaminantes, el elevado nivel de DHA prenatal de los niños se asoció con mejores resultados, como un mayor peso de nacimiento, edad gestacional, agudeza visual y unas puntuaciones de desarrollo psicomotor y mental más elevadas.

“Estos estudios no justifican el hacer caso omiso de los contaminantes presentes en el pescado y el marisco, pero se suman a un amplio cuerpo de pruebas que indican que os beneficios de comer más espacies de pescado durante el embarazo supera a los riesgos”, señaló Nettleton.

Fuente: PR Newswire

Vie
18

El consumo de omega 3 durante el embarazo favorece a los bebés

18 de Abril de 2008

Un estudio llevado a cabo por investigadores estadounidenses y canadienses afirma que los ácidos omega-3 en los últimos meses de embarazo incrementan las habilidades motoras y cognitivas del bebé.

Según los investigadores, estos resultados, publicados en la revista Journal of Pediatrics, destacan la importancia que tiene para el desarrollo de los niños la exposición prenatal a los ácidos grasos omega-3 y concluyen que los beneficios de consumir pescado con bajos niveles de contaminación y un elevado contenido de omega-3, como son la trucha, el salmón y las sardinas, superan con creces los posibles riesgos incluso durante el periodo de embarazo.

Los investigadores de la Universidad de Laval, en Quebec, y la Universidad Estatal de Wayne, en Detroit, midieron la concentración de DHA o ácido docosahexaenoico en la sangre del cordón umbilical de 109 bebés recién nacidos.

La concentración de DHA en el cordón umbilical es un buen indicador de exposición intrauterina a los ácidos grasos omega-3 durante el último trimestre de embarazo, un período fundamental para el desarrollo de las neuronas y los fotorreceptores retinales, señalaron líderes del estudio Eric Dewailly y Gina Muckle.
Las pruebas realizadas a los bebés a los 6 y a los 11 meses revelaron que su agudeza visual y su desarrollo motor y cognitivo estaban estrechamente relacionados con la concentración de DHA en la sangre del cordón umbilical.

Fuente: Redorbit

Vie
28

Semillas ricas en omega-3

28 de Marzo de 2008

Según un artículo publicado esta semana en topix.net, las semillas de chia contienen más ácidos grasos omega-3 que las de lino, más fibra que el salvado y más proteínas que la soja.

Una ración de 99gr (alrededor de un cuarto de una taza) de Salba –variedad de chia utilizada en un nuevo estudio publicado en el ejemplar de noviembre de Diabetes Care– proporciona más calcio que tres tazas de leche, contiene más ácidos grasos omega tres que 794gr de salmón y más antioxidantes que los arándanos, señaló el Dr. Vladimir Vuksan, investigador de la Universidad de Toronto que dirigió el estudio. Vuksan descubrió que complementar la terapia convencional para la diabetes con Salba reducía considerablemente los factores de riesgo cardiovasculares en personas con diabetes bien controlada.

‘Los resultados fueron una tensión arterial más baja y una reducción de la inflamación de curso inferior; además, la sangre se volvió más fina’, señaló Vuksan. ‘No hay muchos estudios en la literatura científica que muestren este tipo de resultados a partir de un grano natural. Ha sido bastante espectacular’.

Vuksan afirma no poder responder por todas las semillas de chia, pero según él, la Salba, una variedad desarrollada por medio de un cultivo selectivo de modo que sus nutrientes están estandarizados para estudios científicos, es muy rica en fibra y contiene gran cantidad de nutrientes que, con el paso de los años, sabemos que tienen propiedades saludables, como el calcio, el hierro, la vitamina C y el magnesio’. Las semillas de chia comunes recogidas al azar en campos de México contienen los mismos nutrientes, pero no en las mismas proporciones y no han sido estudiadas, añadió.

Las semillas de chia constituían uno de los alimentos básicos de los antiguos Mayas y Aztecas. El grano se recoge de la Salvia hispánica, miembro de la familia de la menta que crece en el sur de México y en Sudamérica.

‘La investigación ha demostrado que, añadidas a la alimentación de los pollos, hacen que los huevos sean ricos en omega-3. Dar semillas de chia a los pollos enriquece su carne con omega-3; y alimentar con ellas al ganado enriquece la leche con omega-3,’ señala el guru de la nutrición, el Dr. Andrew Weil en su biblioteca en línea. Weil predice que pronto veremos las semillas de chia añadidas a más productos comerciales, como los alimentos preparados para bebés, las barras nutritivas y los alimentos cocinados.

Salba Smart Natural Products, una compañía de Denver, ha desarrollado ya una línea de alimentos, que incluye salsa, chips, tortillas y galletas saladas, elaborados a partir de Salba molida. Estos productos no se encuentran todavía en las tiendas de la región norte de Texas, pero Rally Ralson, director de la compañía, ha afirmado que esperan que se encuentren en las tiendas Whole Foods en unos 30 días. Mientras tanto, algunos de los productos se pueden adquirir a través de amazon.com.

Fuente: Topix

Mie
28

Omega-3 protege contra Parkinson

28 de Noviembre de 2007

Un estudio de la Universidad de Laval, supervisado por los investigadores Frederic Calon y Francesca Cicchetti, ha demostrado, por primera vez, que una dieta rica en ácidos grasos omega-3 protege el cerebro frente al Parkinson.

Este artículo de Sciencedaily explica que el origen del Parkinson está en la muerte progresiva de las neuronas responsables de la producción de dopamina, un neurotransmisor relacionado con el control del movimiento. La enfermedad se suele diagnosticar cuando entre el 50% y el 80% de estas neuronas ya están muertas y, actualmente, no hay ningún tratamiento que detenga el proceso, pero el descubrimiento del equipo de la Universidad de Laval podría ayudar a prevenir la enfermedad y, quizá, incluso ralentizar su progresión.

Los investigadores observaron que al alimentar a un grupo de ratones con una dieta rica en omega-3, éstos parecían inmunes al efecto del MPTP, un compuesto tóxico que causa el mismo daño cerebral que la enfermedad de Parkinson. Por el contrario, otro grupo de ratones alimentados con una dieta normal desarrolló los síntomas característicos de la enfermedad, con una disminución en el número de neuronas productoras de dopamina de un 31% y una caída del 50% en los niveles de dopamina.
Los análisis revelaron que los ácidos grasos omega-3 (concretamente, el DHA o ácido docosahexaenoico), habían reemplazado a los omega-6 presentes en el cerebro de los ratones, lo que según Calon, demuestra por una parte, la importancia de la dieta en la composición de los ácidos grasos del cerebro y, por otra, la tendencia natural del cerebro hacia los ácidos grasos omega-3.

Puesto que las concentraciones de otros tipos de omega-3 se mantuvieron iguales en ambos grupos de ratones, los investigadores sugieren que el efecto protector frente al Parkinson proviene, fundamentalmente, del DHA. Otra conclusión que se podría extraer es que un cerebro con muchos ácidos omega-6 constituye un terreno fértil para la enfermedad de Parkinson.

“En Norteamérica, la ingesta media de DHA está entre 60 y 80mg al día, mientras que los expertos recomiendan un mínimo diario de 250mg”, señala Calon. “Nuestros resultados sugieren que esta deficiencia de DHA es un factor de riesgo para el desarrollo de la enfermedad de Parkinson y que sería beneficioso evaluar el potencial de este omega-3 para la prevención y el tratamiento de la enfermedad en humanos”.

La investigación ha sido publicada en línea en la revista especializada FASEB Journal, de la Federation of American Societies for Experimental Biology; no obstante, no se publicará en versión impresa hasta abril de 2008.

Vie
23

Preservación de omega-3 con oregano y extracto de romero

23 de Noviembre de 2007

Según este artículo publicado esta semana en foodnavigator.com, una nueva investigación estadounidense sugiere que los extractos de orégano y romero podrían ampliar la vida útil del aceite de pescado rico en omega-3.

Es muy difícil incorporar el aceite de pescado a otras fórmulas debido a que es altamente susceptible de oxidación. El resultado es un olor y sabor a pescado que puede ser desagradable para los consumidores.

Por otra parte, para ayudar a la gente a tomar omega-3 y, especialmente a los que tienen aversión al pescado, los fabricantes de fórmulas han estado buscando una solución a sus problemas de estabilidad con el fin de sacar al mercado productos con dichas propiedades, pero en los que el aceite resulte imperceptible.

En su estudio, publicado en la revista Journal of Food Science, los investigadores de la Universidad Estatal de Louisiana comprobaron la eficacia de extractos de metanol de orégano y romero, en diferentes concentraciones, para retardar la oxidación de los ácidos grasos omega-3 EPA (ácido eicosapentaenoico) y DHA (ácido docosahexaenoico) en aceite de lacha.

Los extractos se añadieron en concentraciones de 0%, 1%, 2,5% y 5% y se realizó un estudio de envejecimiento acelerado al aceite calentándolo a 150º Celsius durante 30 minutos o incubándolo a 60º Celsius durante cinco días.

En el aceite sometido a 150º Celsius sin extractos de hierbas, solo se mantuvieron en el aceite de pescado un 15,9% de DHA y un 18,5% de EPA. En el caso del aceite incubado a 60º Celsius durante cinco días sin extractos de hierbas, se oxidaron todo el EPA y el DHA.

Sin embargo, con la adición de un 1% y un 5% de extracto de orégano, el aceite mantuvo un 39% y un 66%, respectivamente, del contenido original de DHA; y un 45% y un 69%, respectivamente, del contenido original de EPA.

En el caso del romero, las mayores retenciones de DHA (57%) y EPA (58%) en el aceite de pescado se observaron para una concentración de 2,5%. La misma concentración de romero produjo también los mejores resultados tras la incubación de cinco días a 60º Celsius, manteniéndose un 88% de los contenidos originales de DHA y EPA.

Según estos resultados, el extracto romero funciona mejor a temperaturas más suaves, mientras que a temperaturas elevadas es mejor el extracto de orégano. “Así, para la conservación de los alimentos el extracto de romero puede ser más eficaz que el de orégano”, señalaron los investigadores. “Sin embargo, a temperaturas de cocción, más elevadas, los antioxidantes del extracto de orégano son más estables y resistentes que los del de romero”.

En España desde hace ya un par de años la empresa española Frial es pionera en Europa en incorporar omega-3 y romero en sus productos (ver Productos cárnicos saludables) a través de su patente Vidalim.

Mar
20

Omega 3 podría matar células de cáncer gástrico

20 de Noviembre de 2007

Según foodconsumer.org, un nuevo estudio chino, publicado en el ejemplar de noviembre de 2007 de la revista Zhonghua Wei Chang Wai Ke Za Zhi, señala que la ingesta de ácidos grasos poliinsaturados omega-3 podría proteger frente al cáncer gástrico.

Yin Y, de la Universidad Sun Yat-sen, en Guangzhou, China, y sus colegas, descubrieron que los ácidos grasos poliinsaturados omega-3 inhiben el crecimiento in vitro del cáncer gástrico promoviendo la apoptosis, muerte celular programada ausente en las células cancerosas.

Para el estudio, los investigadores trataron la línea celular SGC-7901 del cáncer gástrico humano con ácido eicosapentaenoico (20:5 omega-3, EPA) o ácido docosahexaenoico (22:6 omega-3, DHA) en concentraciones de 10, 20 y 40 mug/ml.

Según el estudio, tanto el EPA como el DHA, dos ácidos grasos omega que se suelen encontrar en el pescado azul, inhibieron considerablemente el crecimiento de las células cancerosas e indujeron la apoptosis en función de la dosis y el tiempo.

Los investigadores escribieron: “Las alteraciones funcionales y de composición en la membrana mitocondrial pueden ser un iniciador importante de la apoptosis inducida por ácidos grasos poliinsaturados omega-3”.

Vie
19

Omega 3 en etiquetas de productos

19 de Octubre de 2007

Según un artículo publicado esta semana en la web del Center for Science in the Public Interest (CSPI), muchos alimentos que anuncian contener ácidos grasos omega-3 lo hacen como estrategia de marketing pero apenas incluyen una ligera cantidad o ninguna de ellos, dado que las etiquetas no tienen porqué mencionar cuánto o qué ácido omega-3 contiene el elimento.

Los ácidos grasos omega-3 DHA y EPA presentes en el salmón, la trucha, las algas, etc., están relacionados con una reducción en el riesgo de enfermedad coronaria, mientras que otro omega-3 como el ALA, presente en las semillas de lino, la canola o la soja, puede no tener los mismos beneficios.

Según el CSPI, la FDA debería obligar a que los productos que anuncian contener omega-3, incluyan en sus etiquetas la cantidad y el tipo de omega-3 que contienen.

Fuente: Center for Science in the Public Interest

Jue
27

Omega-3 protege contra la diabetes

27 de Septiembre de 2007

Los ácidos grasos omega-3 protegen frente a la diabetes

Según un artículo publicado esta semana por Reuters, investigadores estadounidenses afirman que una dieta rica en pescado y otras fuentes de ácidos grasos omega-3 ayuda a reducir el riesgo de que los niños con un historial familiar de diabetes desarrollen la enfermedad.

“Es interesante porque sugiere que podríamos desarrollar tratamientos basados en la nutrición para prevenir la diabetes”, señala Jill Norris, cuyo estudio aparece en la revista Journal of the American Medical Association.

La diabetes de tipo 1, también conocida como diabetes juvenil, es la más común en niños. Se desconoce exactamente qué es lo que dispara el desarrollo de esta enfermedad, pero se cree que influyen factores hereditarios y de entorno, como la dieta.

Varios estudios realizados con animales han sugerido que los ácidos grasos omega-3 podrían ayudar. Para comprobar los posibles efectos beneficiosos de estos ácidos grasos en humanos, Norris y sus colegas de la Universidad de Colorado, Denver, estudiaron entre 1994 y el 2006 a 1.770 niños con riesgo de desarrollar diabetes por motivos genéticos y hereditarios. Como parte del estudio se recogieron datos sobre su dieta en cuestionarios de frecuencia alimentaria.

Se analizó su sangre al menos una vez al año en busca de lo que se conoce como autoinmunidad en los islotes: desarrollo de anticuerpos que atacan a las células productoras de insulina en el páncreas.

58 niños del estudio desarrollaron estos anticuerpos, que se consideran un indicador importante de la diabetes de tipo 1.

En general, los investigadores observaron que los niños que tomaban muchos alimentos ricos en omega-3 tenían un 55% menos de probabilidades de desarrollar una autoinmunidad en los islotes pancreáticos.

Los ácidos grasos omega-3 interfieren con las enzimas que desempeñan un papel en la inflamación, un posible disparador de la diabetes de tipo 1.

Según Norris: “Todavía no es el momento de hacer recomendaciones, hasta que se puede ver los mismo en otras poblaciones”, aunque añadió que son unos resultados muy prometedores.

Fuente: Reuters

Mie
26

Omega-3 podría mejorar la elasticidad de las arterias

26 de Septiembre de 2007

Según un artículo publicado este mes en nutraingredients.com, un nuevo estudio realizado en China señala que lo suplementos de ácidos grasos omega-3 pueden mejorar la elasticidad de los vasos sanguíneos y, en general, la salud cardiovascular.

El estudio, publicado en la revista European Journal of Clinical Nutrition, se suma así a toda una serie de literatura científica que relaciona los ácidos grasos omega-3 con mejoras en la salud coronaria, mejoras en el ritmo cardíaco, una reducción del riesgo de un segundo infarto y del riesgo de enfermedad cardiovascular.

Los investigadores del la Universidad Xi’an Jiaotong y del Employee General Hospital de JDC Molybdenum Mining Corporation reclutaron 52 personas con sobrepeso y tensión arterial elevada para participar en el estudio clínico aleatorio de doble ciego con control placebo.

Durante ocho semanas, la mitad de los participantes recibieron diariamente unas cápsulas de aceite de pescado (3gr diarios de aceite de pescado) y la otra mitad un placebo, calculando su elasticidad arterial con un CVProfilor DO-2020. Los investigadores, dirigidos por el Prof. Ai-Qun Ma, observaron que los suplementos de aceite de pescado mejoraban la elasticidad de las arterias grandes en comparación con el placebo (15.51.5 frente a 12.83.7 ml.mm.Hg-1 x 10, respectivamente) aunque no se observaron mejoras significativas al medir la elasticidad de las arterias pequeñas, la tensión arterial o la tensión diferencial.

Estudios previos han informado de mejoras en la elasticidad de los vasos sanguíneos, pero estos cambios han ido acompañados también de reducciones en la tensión arterial y en los niveles de marcadores inflamatorios.

Según los investigadores: “Será necesario realizar más estudios para confirmar los beneficios de los suplementos de aceite de pescado para la rigidez arterial relacionada con el envejecimiento”.

Los ácidos grasos omega-3 se han relacionado con una serie de beneficios para la salud, entre los que se incluyen una reducción en el riesgo de enfermedades cardiovasculares (CVD) y ciertos tipos de cáncer, un buen desarrollo del bebé durante el embarazo, unas articulaciones sanas y un mejor comportamiento y estado de ánimo.

Fuente: Nutraingredients