Ferrán Adrià y las tapas

9 de julio de 2009

Las tapas son divertidas, informales (a veces se comen con los dedos), variadas, fáciles de comer, con precios más ajustados, son… españolas. La nueva cocina de los Ferrán Adrià y compañía los consideran como unos “platos en miniatura” con enormes posibilidades culinarias.


Ferrán Adrià cree que el tapeo informal y de calidad, sea tradicional o moderno, es el modelo español a exportar a otros países.

Además pocos platos son tan “made in Spain” con una imagen ya totalmente consolidada en el extranjero. Y la cosa empieza a ir más allá de las patatas bravas, la ensaladilla y la tortilla de patatas.

Paco Roncero, discípulo de Ferrán Adrià en Madrid, ya ha empezado la revolución en su bar (neobar) “Estado Puro” y otros grandes restauradores siguen sus pasos. Es el caso de Pedro Larumbe (Restaurante Pedro Larumbe), que abrió el gastrobar “El Plató” el pasado mes abril, también en Madrid.

Las tapas, además, quizás sean el contrapunto de lo tradicional, del necesario equilibrio ante los excesos de la cocina de vanguardia y la cocina creativa.

Ferrán Adrià llega a defender que nuestra “franquicia española” por excelencia son las tapas. Sostiene que hay que ayudar a chefs jóvenes como Dani García (Restaurante Calima) o Quique Dacosta (Restaurante El Poblet) a montar bares o centros de tapas hasta en la Plaza Roja de Moscú.

Ferrán predice que, en una ciudad como Londres, puede ser un éxito con hasta veinte sitios de tapas de calidad. Y, en el mundo, puede haber medio millar lugares de sitios nuevos de tapas en tres o cuatro años.

Así que volvemos a nuestra cocina castiza… Un seguro contra la crisis.
Por cierto las tapas son pinchos, bocaditos, picadas, salgadinhos, antojitos, botanas, pasapalos, pasabocas, boquitas.. mil términos en toda América Latina, donde las tapas también han cundido…

Temas relacionados con Ferrán Adrià y las tapas

Deja un comentario